Aunque muchas personas le tienen temor, un crédito hipotecario no debe asustar, por el contrario, es una herramienta para conseguir lograr el sueño de la casa propia. Sin embargo, existen mitos que pueden echarte para atrás hacerte dudar antes al momento de tomar esta importante decisión. Aquí te contamos (y desbaratamos) los más comunes.

Mito 1: Un crédito hipotecario es solo para comprar viviendas

Los créditos hipotecarios son otorgados a personas naturales para la adquisición, construcción, refacción, remodelación, ampliación, mejoramiento y subdivisión de su vivienda.

Mito 2: Es obligatorio contratar un seguro de desgravamen

El seguro de desgravamen  garantiza a la empresa financiera la recuperación del monto adeudado, y a su vez, libera a tus herederos de la obligación de pagar del saldo del crédito. No es obligatoria la contratación de un seguro de desgravamen; sin embargo, algunas entidades del sistema financiero lo establecen como requisito para otorgar el crédito.

Mito 3: Si pago mi crédito hipotecario anticipadamente debo pagar una penalidad

El crédito hipotecario puede pagarse anticipadamente, de forma parcial o total, pudiendo elegir entre la reducción de las cuotas o del plazo del crédito. Dicho pago no se encuentra sujeto al cobro de una comisión, gasto o penalidad de algún tipo o cobros de naturaleza o efecto similar.

Mito 4: Para el levantamiento de hipoteca debo hacer un pago

Una vez que canceles la última cuota del crédito hipotecario, debes pedir a la entidad financiera el levantamiento de la hipoteca inscrita a su favor para que tu inmueble quede libre de todo gravamen. La entidad financiera está obligada a entregarte gratuitamente la minuta de levantamiento de hipoteca.

Pierde el temor al crédito hipotecario, con la información adecuada podrás tomar la mejor decisión para ti y tu familia. Es tu deber y tu derecho hacer todas las consultas necesarias antes de solicitar un crédito.

Fuente: Superintendencia de Banca y Seguros (SBS)

Write A Comment