Comprar un departamento y darle una decoración vintage, puede plantear algunos retos. Por una parte, es fácil ver porque muchas personas desean recrear la sensación y elegancia de las casas del pasado. Por otra parte, si no se hace bien, el diseño podría terminar luciendo como la casa de la abuela. Por eso, encontrar el balance exacto es fundamental.

En Nexo Inmobiliario te podemos ayudar a encontrar ese equilibrio. Aquí te ofrecemos algunos consejos de decoración vintage que puedes incorporar a tu diseño.

1.- Elige antigüedades bien hechas 

Las antigüedades son la columna vertebral de cualquier diseño vintage. Sin importar cuál sea tu década favorita, estas serán las piezas clave que te permitirán crear la sensación de antigüedad en la decoración de interiores. Su particular sentido de historia transporta a las personas al pasado de una forma en la que los artículos modernos no pueden.

Habiendo dicho esto, solo porque una pieza sea antigua no significa que debas incluirla en tu decoración. Si vas a añadir una antigüedad, esta necesita encontrarse en buen estado. Como regla general, si te parece que el mueble no soportará el uso diario, entonces es mejor que busques otras opciones.

Al evaluar su condición, existen algunos signos que pueden ayudarte a identificar si el mueble soportará el paso del tiempo. Revisa los siguientes aspectos:

Peso

Si el mueble es pesado, es un signo de que fue fabricado con materiales naturales en lugar de variaciones modernas producidas en masa.

Uniones sólidas

Presta atención especial a si las uniones del mueble se sienten seguras. Ellas nunca deben estar inestables o tambaleantes. Un clavo suelto puede reemplazarse, pero la madera podrida no tiene una solución tan fácil.

Oxidación y decoloración

Por lo general, esto sólo puede ser determinado de acuerdo a cada mueble. Sin embargo, si bien un poco de óxido o un ligero desvanecimiento debido a la exposición al sol es normal, en exceso podría deteriorar el artículo hasta un punto en el que una restauración no valdría la pena.

2.- Hazlos tu punto focal

Cuando finalmente encuentres las antigüedades correctas, es indispensable hacerlas el punto focal de la decoración de casa. ¿Qué es un punto focal? Se trata de lo primero que atrapará la atención de una persona al entrar a un determinado ambiente.

Hacer que una antigüedad real cumpla esta función ayudará a establecer el tono perfecto para el resto de tu diseño. Considera adquirir una mesa de comedor, sillas que funcionen como acentos o una cama que pueda reclamar el papel principal dentro de la habitación.

Si ese no es tu estilo, es posible optar por ítems decorativos más grandes. Piensa por ejemplo en un espejo grande que funcione como el ítem más llamativo en la sala. Otra opción son las piezas de arte para tus paredes como una pintura o, mejor aún, tapicería antigua.

Te puede interesar: ¿Cómo decorar mi casa para el verano?

3.- Añade detalles relacionados

Las antigüedades son geniales, pero es poco realista asumir que ellas por sí mismas crearán el toda la decoración de una habitación. Además, aquello puede terminar haciendo que tus espacios se sientan como una tienda de reliquias. La mejor decoración retro para casa es la que está inspirada en el pasado, pero que se siente cercana al presente.

¿Cómo reconciliar ambos conceptos? Añade a tus ambientes decoración o muebles modernos que muestren detalles inspirados en el pasado. Por ejemplo, Puedes buscar un artículo que tenga un diseño contemporáneo, pero que posea un acabado añejado. De igual forma, también es posible elegir un ítem que posea un color o acabado novedoso, pero que sea tan ornamentado como los muebles del pasado.

Al momento de combinar elementos modernos y tradicionales, el factor clave será la consistencia. A menos que seas fan de las decoraciones realmente eclécticas, es mejor que tus artículos encajen bien al estar juntos. Asegúrate de llevar un estilo similar a lo largo de toda la habitación a fin de que el ambiente se sienta cohesivo.

Copia los patrones y colores vintage

Por último, el color y los patrones son una gran forma de darle a tu hogar esa estética vintage. Por ejemplo, hay muy pocos patrones que te puedan transportar a la década de los 50s como un diseño con lunares. Incluir estos elementos en tu decoración te ofrece grandes beneficios con un mínimo de esfuerzo.

Para hacer esto correctamente necesitas hacer un poco de trabajo preliminar. Tendrás que determinar cuál es el  periodo que deseas recrear y revisar los estilos que eran populares en aquella época. Siempre es mejor delimitar la decoración vintage de casa a un espacio de tiempo determinado.

Es fácil entender por qué las personas se sienten atraídas por el estilo vintage para interiores. Con estos consejos serás capaz de crear espacios que tengan reminiscencias del pasado sin que se sientan congelados en el tiempo.

En Nexo Inmobiliario podrás encontrar las principales inmobiliarias del país y sus diversos proyectos. ¿Estás buscando el departamento, casa, lote u oficina ideal? Ingresa a nuestra página oficial y encuentra el inmueble soñado a solo un clic.

Write A Comment